VILLA CRESPO - PERSONAJES - HUGO TORNESE ENTREVISTA
 
 

 

JUNTA HISTÓRICA DE VILLA CRESPO

ENTREVISTA A HUGO TORNESE

Por Elena Luz González Bazán especial para Villa Crespo Digital

12 de junio del 2012

Hugo Osvaldo Tornese es el Presidente de la Junta Barrial y de Estudios Históricos de Villa Crespo, creador del Movimiento Vecinal Participativo (MOVEPA)
Su fundador fue el médico Cayetano Francavilla, nacido el 20 de marzo de 1920. La Junta fue fundada el 5 de julio de 1976. Luego de un largo periodo de inactividad la Junta es refundada el 21 de Septiembre de 1998, por iniciativa de un grupo de vecinos que, hacía una década, venían trabajando por mejorar las condiciones de vida del vecindario sur de Villa Crespo.

¿Desde cuándo estás al frente de la Junta Histórica?

Permanentemente, más allá del cargo que me tocó, o me toque ocupar.
Siempre hay que ponerse al hombro la entidad de la cual uno es miembro.
Los cargos no hacen la diferencia. Quien preside, muchas veces no lidera.
Y en ocasiones ni siquiera conduce. No creo que sea una cuestión de relevancia.
Lo importante es lograr que la Junta Histórica avance, tirando del carro o bajándose a empujar. Tenemos miembros como Carlos Levin, Osvaldo Abner, Elida Muñoz, Elsa Barrionuevo, la Dra. Lucía Padilla, el Dr. Jorge Cosenza, nuestro asesor legal, para mencionar algunos, sin olvidar a Juan Antonio Batista ya fallecido, ni tampoco a los miembros de la Comisión Honoraria, compuesta por los familiares de los Vecinos Notables de Villa Crespo, que con su contribución, nos alientan a todos a seguir avanzado. Pero como nunca tiro una pelota afuera, presido la Junta desde el 151º Aniversario del Natalicio de Salvador Benedit. Con algunos períodos de licencia. En los que peticione a otros miembros que tomaran mi cargo. En el que se puede ser reelecto según lo establece el Art. 16 de nuestros Estatutos Orgánicos.

¿Cuáles son las tareas que venís desarrollando?

Mi tarea es solo una, esforzarme al máximo por el bien de la entidad que integré y del barrio donde me crié y al que le debo tanto.
Las tareas de la Junta son varias, pero fundamentalmente por su doble carácter, de Junta Barrial: ocupándose de tareas comunitarias, en las áreas de urbanismo, acción social, actuar en todo ámbito participativo, etc. y de Junta Histórica: de brindar información fidedigna y corregir toda inexactitud que por falta de calor local, difunden, ajenos al barrio.
Tal el legado de su Fundador, el Dr. Cayetano Francavilla. Pero en general la Junta está abocada a Reivindicar a Villa Crespo. Mediante la Preservación del Patrimonio tanto tangible como intangible, la Defensa de la Integridad Territorial y la Revitalización Cultural y Turística.

Luego de un relevamiento del patrimonio histórico que teníamos ¿qué es lo que queda en pie?

Por supuesto, lo que vos sepas, y si hay que todavía hacer algún reconocimiento de otros espacios, que habría que hacer.

Nadie tenía, ni tiene, un relevamiento completo del patrimonio histórico barrial.
Porque nuestro barrio es tan vasto que, quien diga que lo conoce por completo miente.
La Junta hizo varios relevamientos desde su fundación gracias al Dr Francavilla.
Y todo su trabajo está publicado en su libro. Así como contribuyó sobremanera, en el mismo sentido, nuestro Padrino, Presidente Honorario y Asesor Histórico, el Maestro Ilustre de la Ciudad de Buenos Aires, el Prof. Diego Del Pino. Y otros historiadores, entre los que te incluyó nuestra Junta, al distinguirte en la Fundación TIDO. Últimamente, la Junta viene trabajando en el marco del Convenio con el Ministerio de Cultura de la Ciudad, denominado Observatorio del Patrimonio, relevando los edificios del vecindario villacrespense del escocés. Pero nuestras denuncias con pruebas, de obras clandestinas en edificios con valor patrimonial, en vez de lograr preservar el inmueble o al menos su fachada, por cuanto la modalidad delictiva es demoler desde adentro para afuera aceleraron su total demolición de la noche a la mañana. Victima de ello fue el Café Notable Izmir. Motivo por el cual acudimos a la Defensoría del Pueblo de la Ciudad y estamos a la espera de una respuesta. De todos modos los tres circuitos turísticos que elaboró y puso en funcionamiento nuestra Junta, son varios relevamientos, que cuentan con hitos patrimoniales de suma importancia. Al punto de merecer el Circuito Central correspondiente al vecindario vilacrespense de San Bernardo, la Declaración de Interés Cultural para la Ciudad de Buenos Aires Nº 554/09 sancionada por la Legislatura Porteña. Aún así solicitamos mediante un comunicado, a la población en general, nos ayuden a realizar un relevamiento más exhaustivo. Porque es muy difícil detectar que casas están siendo demolidas desde adentro, por supuesto, sin cartel de obra a la vista. En cuanto a otros espacios a reconocer, hay varios, pero se debe realizar una acabada valoración, más allá de los informes que nos siguen brindando vecinos conocedores que residen en los diferentes vecindarios de nuestro barrio.

¿En cuántas protecciones de edificios y espacios culturales ha participado la Junta para lograr su reconocimiento como monumento o espacio cultural?

La cantidad no sería una medida valorable sino la importancia y el valor patrimonial de cada edificio. Podría mencionar una larga lista, pero la mayoría de los inmuebles y espacios o sitios, que forman parte de los recorridos turísticos del barrio, han sido protegidos cautelar o estructuralmente, por la participación de nuestra Junta, como así también, han sido declarados de Interés Cultural y hasta Símbolos de Villa Crespo, gracias a las presentaciones que hemos realizado o a las consultas que nos han efectuado tanto funcionarios como legisladores.

¿Te sentís respaldado por el barrio?

En todo sentido y por absoluta mayoría, los vecinos y sus instituciones, respaldan a una entidad que ha sabido interpretar el pensamiento y el sentir de toda nuestra comunidad barrial. Dado que ha expuesto con claridad las problemáticas que padecemos y sus posibles soluciones. Como también comparte las mismas preocupaciones y proyecta hacer realidad los mismos anhelos. Amén de ello, cualquier vecino común y corriente, como yo, que sepa interpretar al resto, del mismo modo, no debe dudar del respaldo de sus convecinos. Como quedó demostrado cuando la Defensoría del Pueblo de la Ciudad dictaminó la resolución 2549/07 referida a la indebida denominación de Villa Crespo como Palermo Queens, que fue originada por la Actuación que inició nuestra Junta sobre ese asunto. Ya que al ser publicada en los medios la noticia, por parte de otra entidad que quiso tener prensa, de inmediato muchos vecinos, se sumaron a la patriada, con reclamos y cartas de lectores. Hasta recibimos el respaldo de algunas inmobiliarias que no fueron sancionadas como las que cometieron las infracciones que marca las leyes de protección al consumidor, de lealtad comercial y de turismo. Estas inmobiliarias no tuvieron en cuenta el profundo arraigo barrial que la Junta si conocía, por las estadísticas censuales y por estar compuesta por vecinos de Villa Crespo de toda la vida. Algunos con familias radicadas por generaciones, más que centenarias o casi centenarias como la mía.

¿Cómo es la relación de la Junta con las otras organizaciones barriales?

Nada es perfecto, pero podría afirmar que es excelente. Porque la Junta no basó sus relaciones interinstitucionales en las relaciones personales. La solidaridad reciproca ha sido la clave para entablar una relación con el resto de las entidades villacrespenses, que más allá de naturales rispideces perdura en el tiempo. Pero además sirvió de ejemplo, al punto de que la mayoría de las entidades más añeras y prestigiosas del barrio, conformamos desde hace un lustro, la Comisión Interinstitucional Organizadora de los festejos de cada Aniversario Barrial, en el Marco del Consejo Barrial Permanente iniciado en 1999, entre cuyas conclusiones la más importante es la de la Unidad Interinstitucional.

¿Tenés reuniones con algunas otras juntas históricas?

Por supuesto que sí. En el marco de la Federación de Juntas Históricas de los barrios de la Ciudad nos reunimos mensualmente. Luego tenemos reuniones, eventos, actos y proyectos bilaterales con algunas juntas de barrios limítrofes. Como con aquellas que la historia ínter barrial guarda alguna relación. Y en particular entre las de la Comuna 15, debido a que nuestra Junta fue la que solicitó a la Junta Central el aval para llevar adelante las reuniones orientadas a encontrar una denominación comunal aceptable. Pero hasta el momento ha sido muy difícil hallarla, por cuanto los barrios que fueron agrupados caprichosamente por quienes determinaron la delimitación interna de la Ciudad, sin respetar los considerandos constitucionales, son muy disímiles. Aún así la Junta de Villa Crespo tiene la aprobación de dos Juntas respecto de las denominaciones propuestas. Faltaría una última reunión para definir este asunto, que no debería propiciar ni un sorteo, ni un concurso, ni una votación, sino considerar los fundamentos históricos y llegar a una conclusión unánime. Los concursos, sorteos o votaciones, se acostumbran para bautizar a los animalitos del zoológico, pero la denominación de un Comuna entendemos que merece mayor atención y dedicación, debido a que es un tema de gran importancia institucional.


CAFÉ SAN BERNARDO

¿Cómo se trabajó desde la Junta para lograr que este espacio sea protegido?
Comentar el papel relevante de los legisladores y la entrega de reconocimientos.

Desde 1999 peticionamos por este y otros espacios, ante la Legislatura de la Ciudad, en el Marco de los Talleres para la elaboración de la Ley de Preservación del Patrimonio Natural y Cultural de la Ciudad de Buenos Aires. Peticionamos a la Secretaría de Cultura de la Ciudad la declaración de Área de Protección Histórica, pero como un edificio no pude ser declarado APH, entonces recurrimos a que se declare APH el tramo de la Av. Corrientes que atraviesa nuestro barrio y sobre la cual se encuentra. Más tarde acudimos al Ministerio de Cultura de la Ciudad peticionando la declaración de Café Notable. A la espera de la cual estamos. Respecto de la Declaración de Sitio de Interés Cultural y Símbolo de Villa Crespo, fuimos consultados por el Legislador Roberto Quattromano autor del proyecto. A quien le proveímos de la debida fundamentación del mismo. Y a quien distinguimos por su gestión ante la Legislatura Porteña. Del mismo modo distinguimos a Laura Ávila y a Carlos Fernández, responsables a cargo del Café San Bernardo, por su criterio de preservación patrimonial y de la identidad barrial.

De ahora en más ¿cuál sería la tarea para avanzar y lograr que el edificio no se vaya cayendo como ha pasado con tantos otros?

Los responsables a cargo del Café San Bernardo, están realizando una costosa remodelación. Pero merecerían que se los ayude con un subsidio. De hecho se lo pedimos a la exdiputado Teresea Anchorena, quien nos derivó a una repartición estatal. Pero no es lo mismo que sea sancionado un proyecto en ese sentido. También visitaron el Café María José Lubertino, actual legisladora porteña y la Senadora Maria Eugenia Estensoro.
Por tanto esperamos que llegue pronto el debido fomento a un Símbolo de Villa Crespo, como fue considerado este Café, tan querido por vecinos que hemos pasado etapas de nuestra vida como en mi caso, la de mi época de estudiante secundario, o como otros, adultos mayores que prácticamente lo consideran su segundo hogar.


Caracteres: 11.440

26 Septiembre, 2016 14:59

relojes web gratis

Página principal

MAPA DEL SITIO

Usuarios Online    

my widget for counting
contador