2014
POLÍTICA / HISTORIA / DOCTOR ILLIA
 
 

POLÍTICA / HISTORIA

DOCTOR ARTURO ILLIA / UN HOMBRE ÉTICO


Arturo Illia, elegido en 1963, derrocado en 1966

DOCTOR ARTURO UMBERTO ILLIA / UN HOMBRE ÉTICO

Por Elena Luz González Bazán especial para Villa Crespo Digital

Arturo Illia no ha sido homenajeado lo suficiente

Un hombre ético como presidente de la Nación Argentina


28 de enero del 2006 / 5 de enero del 2013. Actualizado el 21 de enero del 2016

El doctor Arturo Illia fue presidente de la Argentina entre 1963 y 1966, el peronismo estaba proscrito y él se presenta por la Unión Cívica Radical del Pueblo.

Illia fue un hombre sencillo, un médico cordobés, ejerció su profesión en la Ciudad de Cruz del Eje, del ferrocarril, de aquel otrora ferrocarriles del Estado: Ferrocarriles Argentinos.

Lo que sigue es la entrevista que le hizo, en su momento, la revista Gente, a un año de lo que esta revista denomina: la Revolución de Junio, que no fue otra cosa que un golpe de estado dado por los militares de aquella época. Con Onganía al frente se liquidó, con decretos y bayonetas, todo viso de democracia posible.

El contrabando de esta revista es claro. Hubo otra denominada Revolución de Junio, que es la del 4 de junio de 1943. Vale recordar que el golpe de Estado contra el doctor Illia fue el 28 de junio de 1966. Pero, es claro el doctor Illia, por ello merece ser leído.

¨No hay cosa más hermosa de que ver un hombre honrado¨ Romain Rolland en su obra: Juan Cristóbal. Eso justamente fue Arturo Umberto Illia, un hombre digno, honrado, y muy a pesar de la propaganda periodística denigratoria, mostrando una tortuga, Illia no fue genuflexo ante los militares, en ningún momento.

El doctor Arturo Illia fue desalojado en aquel junio de 1966, de la Casa de Gobierno, la Casa Rosada, sacado entre una muchedumbre, no aceptó irse, se mantuvo hasta el final en su lugar de presidente.

La historia, los hombres, no le han rendido el merecido homenaje a este médico que no permitió el avance de los laboratorios y las corporaciones petroleras.

Un mes después de su derrocamiento se produce aquella noche conocida como la Noche de los Bastones Largos, de esta forma, comenzaba otra etapa de golpes y represión en la Argentina. Y un golpe que costará muy caro al pensamiento nacional, la entrada represiva, sustancialmente a la Facultad de Ciencias Exactas, donde profesores y alumnos fueron golpeados sin piedad. Gran parte de sus luminarias fueron obligadas a dejar sus cátedras. El 15 de noviembre del 2012 falleció su decano: Rolando García, el científico que enfrentó a la represión de Bastones Largo. Lo que se propuso la dictadura de la autodenominada Revolución Argentina fue prohibir pensar e investigar.

Por todo esto, no importa el color político partidario de Illia, lo que vale es reconocer su trabajo y su decencia al frente de la primera magistratura del país. Junto a ese otro grande que fue el doctor Oñativia, artífice de la ley sobre medicamentos, esto le vale el derrocamiento al gobierno democrático de aquellos años, junto a la anulación de los contratos petroleros. Sumado a que su reparto entre empresarios y trabajadores fue muy alto, de tal magnitud como en el gobierno de Perón. No hubo un solo día con Estado de Sitio. Fue un estadista, real, en serio que deambulaba de la Casa Rosada a un bar cercano donde iba a tomar café.

Murió en la pobreza, no aceptó la jubilación de privilegio, no hizo una utilización morbosa de la muerte de sus seres queridos: luego de su derrocamiento, en 70 días pierde a su esposa y a un hermano.
Hay mucho más para enaltecer de Arturo Umberto Illia, pero con esto es suficiente.

La autodenominada Revolución Argentina fue un golpe de Estado cívico militar, lo otro, es una falacia.

Caracteres: 3784

Corregido y ampliado el 5 de enero del 2013. Nuevamente actualizado 21 de enero del 2016

Anterior

Página principal / Mapa del Sitio

21 Enero, 2016 16:41

my widget for counting
contador

Usuarios Online  

relojes web gratis

T {temp}
ST {st}
{estado_actual}
H {hum}
P {pre}
vis {vis}
vie {vie}